sábado, 29 de noviembre de 2014

Las bufandas son para el invierno

Tengo la sensación de que llevo semanas diciendo que por fin el frío se instala, tantas como amagos ha hecho el tiempo... pero parece ser que ésta sí es la que vale, así que... ¡mejor que nos pille preparados!


Así que, cuando vi que en Harper's Bazaar nos enseñaban 3 nuevas formas de ponernos las bufandas, pensé que sería una buena idea para el blog, además de añadir alguna que más. Así que, si estás hartas de dar vueltas a vuestras bufandas alrededor del cuello, permaneced atentas... aquí van unas buenas ideas:

Anudadas

Escoge 2 bufandas alargadas,a poder ser una lisa y otra estampada para que hagan buen contraste, y si los colores son atrevidos y algo arriesgados de combinar... ¡mucho mejor! Busca la mitad de ambas bufandas y atraviésalas perpendicularmente la una con la otra como muestra la imagen, colocando una de ellas sobre tus hombros como si fuera un chal. Pasa la otra bufanda por delante de tí y haz un nudo suelto con ella, para pasar después los extremos por detrás de tí y cruzándolos, dejando que cuelguen algo sobre tus hombros.


Doble Lazo

Volvemos a jugar con 2 bufandas alargadas, colocándolas juntas con una ligeramente por encima de la otra.... lo que pretendemos es que no coincidan sus extremos, y un color sobresalga siempre sobre el otro. Haz un lazo asegurándolo con una mano, quedando las bufandas dobladas por "la mitad". Pasa el conjunto por detrás de tu cabeza como se ve en la fotografía y , pasando una mano por dentro del lazo, atrae los extremos a través de él. Aprieta el nudo a tu gusto.


"Uptown Wrap"

Para este modelo necesitamos una bufanda ligeramente más ancha, tipo pashmina. Lo primero es colocarla al modo clásico por encima de nuestros hombros, para pasar después uno de los extremos por encima del hombro contrario. Asegura este trozo en la parte trasera con un broche.


Estilo Burberry's

Esta forma es muy sencilla, e ideal para llevar con un vestido liso para que te dé un toque algo diferente... yo misma ya la he lucido un par de veces. Necesitarás, bien una bufanda larga, bien otra tipo manta que puedas doblar consiguiendo longitud. En el segundo caso, enrolla la "manta" hasta que tenga un palmo, palmo y medio de ancho, y colócatela por detrás del cuello dejando colgar los extremos por delante. A continuación, coloca un cinturón fino por encima de tu ropa y la bufanda y ciérralo. Lo bueno de esta opción es que puede llevarse también en verano con un pañuelo de seda. Además, se pueden hacer mil combinaciones de colores y estampados, a cual más original.

Fuente

Media Capa

Otra forma original de, por ejemplo, darle vida a un vestido o conjunto liso de jersey de cuello vuelto con pantalón. También con una bufanda/pañuelo cuadrado. Dóblalo formando un triángulo y colócatelo por encima de un hombro. Puedes optar por ponerle un cinturón también si quieres ganar sujección.

Fuente

¿Qué os parece? yo creo que así no tenéis excusa para lucir un poco distintas a la mayoría... y seguro que se os ocurren mil maneras de combinar las bufandas que ya tenéis en casa, dándoles más uso.

Las fotografías no me pertenecen, aunque los collages sí. The images are not mine, but the collages are.


Puedes seguirme también a través de

No hay comentarios :