viernes, 29 de febrero de 2008

27 vestidos y un par de mujeres desesperadas...

Para celebrar el año bisiesto, dar la bienvenida a la primavera y aprovechando que el Pisuerga pasa por Valladolid, Carmensita (que ajco que da la jodía, por cierto, que ha venido negra, negra, NEGRA de su viaje a Méjico), La Señá Leonó y una servidora nos fuimos al cine a ver la última adquisición de pelis de chicas: 27 vestidos.

A mi, simplemente, me encantó, aunque como otra que yo me sé salí echa unos zorros del cine, despotricando contra mi vida de soltera.

El argumento, de manos de la página oficial en español, reza lo siguiente: Jane siempre ha sobresalido en el cuidado de los demás, no tanto ocupándose de sí misma. Toda su vida ha girado alrededor de hacer feliz a la gente, y tiene un armario con 27 vestidos de dama de honor para demostrarlo. En una tarde memorable, Jane logra alternar dos bodas y sus respectivos banquetes (una en Manhattan y otra en Brookling, ni más ni menos), hazaña de la que es testigo Kevin, un reportero nupcial que ve en la historia de Jane el billete perfecto para su salida de semejante agujero editorial.




La verdad es que la peli es simpática, y de niñas 100%, para que vamos a engañarnos. Para colmo, yo me sentí totalmente identificada con Jane: por la agenda rebosante de post its, la casa, su personalidad... todo. Había ratos en los que podía verme totalmente en su papel.

Capítulo a parte necesita el prota masculino, James Marsden, que básicamente eleva la peli a la categoría de maravilla visual, para las chicas, esto es. Si lamentablemente en la peli de Encantada nos dejaba un sabor algo soso en la boca (las mallas no sientan bien a todos), aquí el tío está para comérselo, de cualquier manera. Con esa estética de pijo arrastrao que a Leo y a mí nos vuelve locas, esos dos luceros azules que tiene por ojos, y esa sonrisa de infarto, una no puede sino suspirar cada vez que asoma un pelo por la pantalla.


Si a eso lo añades que el tío se daba un aire a Cute Boy (y esto yo no lo reconcí hasta que Leo lo dijo primero) pues... imaginaos el desasosiego.

Mi vida porque Cute Boy (o el Señor Marsden, en su defecto), se pase por mi casa de semejante guisa. O por la escenita cantando en el bar...

http://www.27dressesthemovie.com/widget/

No hay comentarios :