miércoles, 6 de julio de 2011

Y de nuevo... J'adore Dior y el otoño que viene

Aunque lamentablemente las noticias que nos vienen desde el desfile de alta costura de esta semana no son nada buenas (con lo que no estoy del todo de acuerdo...), lo cierto es que la última colección que dejó Mr. Galliano como legado no tiene desperdicio ninguno.

Y eso que cuando se presentó en marzo en el Museo Rodin, Sidney Toledano se apresuró a afirmar justo antes de que diera comienzo el desfile que el trabajo a mostrarse era obra única y exclusivamente de les petites mains de la maison en lo que yo creo fue, no un reconocimiento a la labor de estas artesanas, sino más bien una bomba de humo para desvincularse del escándalo.


La inspiración de la colección viene del siglo XVIII, de los poetas ingleses o los asaltadores de caminos (me encanta que temas que hemos tratado en el MBA, como en nuestra clase e literatura y moda, se pongan de manifiesto continuamente en este apasionante mundo). Como no podía ser de otra forma, durante el desfile, las notas de Chopin y Debussy acompañaron la marcha de las modelos en un ambiente que muchos quisieron definir como lúgubre (nada desencaminados tras el escándalo recién acaecido).


Éste es uno de mis modelos favoritos
Chaquetas de tweed entalladas de colores sobrios y también matices más vivos, faldas de lápiz...


El look que Galliano inventa es para una mujer sexy y segura a la que le gusta jugar con referencias históricas como los kilt (en un modelo que recuerda al vestido de McQueen que SJP lució a una gala del MET), pero reinventados, las grandes joyas que parecen sacadas de cuadros de reinas lejanas o las ricas pieles.



Colores sobrios y vivos se alternan en estampados romboidales que recuerdan a otras décadas más modernas y adquieren un toque clásico con los complementos adecuados.



¿No os parece una golfista encantadora?



También nos muestra looks más clásicos y sobrios aptos para todos los públicos...


Y exquisitos trajes de noche de encaje que le dan un fantástico y elegante toque romántico a una colección que, como habréis visto en el desfile del principio, tiene también sitio para las botas altas, los sombreros de ala ancha y las capas de los bucaneros que hicieron las delicias de Inglaterra siglos atrás.

Galliano era... es, la verdad (porque confío en su pronta vuelta al mundillo), un maestro de los detalles, de contar historias que nos transporten a épocas tan dispares como las de esta colección, unidas a través del hilo conductos de maravillosos tejidos, y no menos arte.

Os dejo ahora con el video de la sesión...

4 comentarios :

Martina dijo...

Me ha encantado el primer video!no sabría con que quedarme...las botas y botines son increíbles.
Como se nota que ese hombre te pierde ;)
Un beso

Sick by Trend dijo...

Dior siempre! Es una de mis casas de moda favoritas :D

xx

www.sickbytrend.com

MR dijo...

Ufff, Inés, muy bueno tu análisis.

Gracias por las recomendaciones que me has hecho en el blog, las seguiré y ya te comentaré.

Un beso enorme, guapa.

Marián
http://www.go-fashion-go.com

bárbara crespo dijo...

súper post!
ojalá galliano sepa salir de su abismo y nos devuelva al genio creador que es.
muacs

japo no?!!!!!! jajaja