jueves, 25 de noviembre de 2010

Mad about Moo

La semana pasada llegaron mis nuevas tarjetas de visita, las personales, esto es. Llevaba tiempo pensando en hacerme unas, pero todas las páginas que visitaba tenían ese “no sé qué” que me frenaba a hacérmelas, además de normalmente unos precios algo desorbitados para el objetivo que persigo con ellas… aún no soy tan popular como para hacerme las mega tarjetas.

Eso hasta que RPR (mi compi de clase en el MBA) me habló de MOO y me enseñó sus tarjetas…. Una vez que localicé la empresa y vi las posibilidades, simplemente no pude resistirme:

MOO es total: una imagen fresca, sencilla y moderna para algo tan clásico y aparentemente árido como las tarjetas de visita. Su web es igual. En apenas 15 minutos (10 de los cuales dediqué a buscar imágenes para las tarjetas) tenía mi pedido confirmado y con promesa de llegada en 2 semanas a un precio de lujo…

¿Y cómo se hacen unas tarjetas en MOO? Pues como ya he dicho, de forma rápida y sencilla.
Primero tienes que elegir el tipo de tarjeta: normal o mini. Yo me incliné por el segundo tipo, por aquello de darle un toque original y diferente. Sus medidas exactas son 84x55mm (la mitad de una tarjeta de visita) y vienen impresas por ambas caras, lo que da mucho juego.

Lo verdaderamente especial del proceso, es que puedes elegir las imágenes que pones en uno de los lados de las tarjetas. Puedes elegir entre subir las fotografías, pasarlas desde Facebook o Flikr, e incluso elegir entre la amplia gama de diseños originales que tienen en su base. Como quería darle un toque personal al asunto, yo decidí elegir de entre mis fotos mis favoritas (salvo por 2 algo más fashion que tenía guardadas y que no son mías) para ponerlas en el reverso, y así elegí diferentes motivos para diferentes públicos…

Una vez hecho esto, toca elegir el anverso, donde va el texto. MOO te da la posibilidad de elegir de nuevo entre muchas posibilidades de fondos, colocación del texto, fuentes… de una forma tan sencilla e intuitiva que apenas te das cuenta de lo rápido que todo está listo.

Y ya que estábamos, y como todo había sido tan sencillo (y barato, porque las 100 tarjetas me han costado unos 20 tantos euros), me animé también a comprarme un práctico porta-tarjetas tan delgadito como ellas… en shocking Pink, nada menos, como guiño a la Señorita Schiapparelli, a la que conocí el otro día en el MBA.

Pero lo mejor estaba aún por llegar. 2 semanas más tarde, me esperaba en casa un pequeño sobre acolchado con mi pedido de MOO. En su interior, 2 paquetes:

Por un lado, la caja de las tarjetas en sí. Como habéis visto, monísima. Una idea divertida y joven que, además, resulta la mar de práctica. En su interior, contiene unos curiosos separadores con las etiquetas “mías” “suyas” que la hacen perfecta para llevar a reuniones de trabajo y poder dividir las tarjetas que recibes en un networking cualquiera, o simplemente usarlo como tarjetero al llegar a casa.

Las tarjetas en sí son para morirse. Están hechas de papel reciclado y tienen una textura suave y mucho más sólida de lo que cabría esperarse. El blanco del fondo que escogí es blanco (contra todo pronóstico tratándose de material reciclado) y las fotografías lucen perfectas.

El otro paquetito, el plateado (con la etiqueta de “yay!”, que expresaba claramente mis sentimientos al ver el paquete), era el porta-tarjetas. Se desliza lateralmente para abrirse, y da la posibilidad de que lo puedas colgar al llavero, lo que es simplemente brillante. Aunque caben sólo 12 tarjetas dentro, creo que merece la pena totalmente llevarlo encima por su pequeño tamaño y utilidad.

En definitiva, claramente fue una brillante idea hacer caso a RPR y hacerme estas tarjetas. Todo el mundo al que se las he enseñado ha quedado prendado no sólo porque son muy cucas, sino porque la calidad y el precio son estupendos. Desde luego, una recomendación para todos aquellos que quieran modernizar el uso de la tarjeta de visita con diseños personales, originales y del S.XXI.





3 comentarios :

Paulina dijo...

Hola

Mi nombre es Paulina y soy administradora de un directorio de webs/blogs. Me ha gustado mucho tu blog personal. Quisiera intercambiar enlaces. Puedo agregar tu blog en mi directorio para que así mis visitantes puedan visitarlo tambien.

Si te interesa, escribeme al mail: paulina.cortez@hotmail.cl

Saludos
Pau

Enrique de Diego dijo...

"La verda es que las tarjetas de moo son una pasada!!

ana del hoyo dijo...

Que chulas Inés!!! Siempre buscando cositas diferentes,eres lo más...muy chic...