sábado, 8 de diciembre de 2007

Diarios de una niñera...

Bueno… ayer, entre Cosmo y Cosmo os conté que fui al cine el jueves aprovechando que el viernes era fiesta, pero no os dije ni qué fui a ver, ni os hice la crítica correspondiente. And that’s surely wrong, uh?

Pues bueno, me fui a ver con la Señá Leonó “The Nanny diaries”, que ella conocía argumento de la prelectura del libro, y aseguraba que me iba a gustar, como así fue.

Sinopsis cortesía de FilmAffinity: Annie Braddock (Scarlett Johansson), una joven universitaria, se ve obligada a conseguir un trabajo como niñera para poder costearse la carrera. Así, acaba haciéndose cargo del consentido hijo de cuatro años de edad de una acomodada familia neoyorquina. Annie deberá aprender a moverse en un entorno hostil que tiene sus propias normas y convenciones, y que ella desconoce por completo. Las situaciones cómicas se irán encadenando mientras Anne se adapta a su nuevo entorno, se enamora de un joven adinerado e intenta enseñar al pequeño que está a su cargo que hay cosas que el dinero no puede comprar.

La crítica oficial no la voy a incluir, porque la ponen de anodina y mala, y tampoco es eso. Vamos a ver, es una peli de niñas, basada en un libro. Tipo “Prada”, ¿sí? Así que tampoco es plan de esperar una cosa profunda. Se trata de una peli entretenida para pasar el rato en buena compañía de amigas, y eso es precisamente lo que yo hice. Se trata de una especie de documental antropológico sobre la vida de las mujeres en el East Village de NY (suspiro), y de las niñeras que cuidan de sus hijos, lo cual le da un toque bastante original y picaruelo. Además, Leo, que había leído el libro, me dijo que no esperaba que fuera una adaptación tan buena, así que… lo dicho, que yo me reí, y desde luego no me arrepentí de haber ido a verla. Ni mucho menos.

Menos aún, cuando vi aparecer al pivón de la peli, un guapisísimo Chris Evans (el hombre de hielo en los 4 fantásticos… que no fue su mejor papel desde luego, y en el que yo no recuerdo que me llamara especialmente la atención, así que, imaginaos). Jesús, Jesús. “El tío bueno de Harvard” como lo llaman durante gran parte del largometraje, un apodo que sin duda se merece. Para muestra, un botón con la afotico, que NO, lamentablemente no es una screencap de la película. Pero es que encima de guapo, es majo, y hace de niño bueno en la peli, y es dulce, agradable, y yo que sé cuantas cosa buenas más… algo que nos mantuvo suspirando cada vez que salía su plano en la película. Y encima lo visten bien… TREMENDO.

Mención especial merece la artista invitada, Alicia Keys, que hace de amiga de la prota con bastante solturilla (tampoco es que sea un reto interpretativo, pero bueno). Me reitero en la opinión de que es una chica bonísima. Y encima canta. La vida es injusta.

Scarlett está bien, sorprendentemente bien, sobre todo si tenemos en cuenta que el pelo moreno le queda fenomenal. Es más, ni Leo ni yo entendemos por qué ese afán por teñirse de rubio, que le da la imagen de neumática rubia tonta. Scarlett, querida, aquí va un consejo: abandona el rubio oxigenado, el look natural siempre es un acierto.

Os dejo el trailer, para que disfrutéis sobre todo del de Harvard… jijijiji.



No hay comentarios :